Los precios del petróleo caen debido a que los bloqueos en China crean problemas de demanda

Los precios del petróleo cayeron el lunes cuando Ucrania y Rusia se prepararon para más conversaciones de paz y los nuevos bloqueos por coronavirus en China arruinaron la perspectiva de la demanda mundial de energía.

El petróleo Brent, la referencia mundial, cayó un 5,5 por ciento a 114 dólares el barril después de que el presidente ucraniano, Volodymyr Zelensky, se comprometiera a declarar la neutralidad y abandonar un plan para unirse a la OTAN si Rusia retira sus tropas.

El petróleo crudo del West Texas Intermediate de EE. UU. perdió un 5,8 por ciento a $ 107, y los analistas señalaron que las autoridades chinas cortaron los enlaces entre Shanghái y el resto del país para contener un brote récord de coronavirus, además de ser responsables de las caídas.

“Hay preocupación por una demanda más débil de China y eso automáticamente dice algo sobre una demanda mundial más débil de petróleo”, dijo Christian Keller, jefe de investigación económica de Barclays. China es el mayor importador de petróleo del mundo y el segundo mayor consumidor de combustibles fósiles.

La caída de los precios del petróleo ayudó a calmar la agitación en los bonos del Tesoro de EE. UU., que se agotaron más temprano en la sesión cuando los operadores apostaron por un aumento agresivo de las tasas de interés por parte de la Reserva Federal de EE. UU. para hacer frente a la alta inflación.

Los altos costos de la energía han sido un componente importante de los altos precios al consumidor a nivel mundial, lo que socava la demanda de valores de renta fija, como los bonos del gobierno, al reducir el atractivo de los pagos de tasa fija que brindan. El Brent se mantiene alrededor de un 15 por ciento por encima de su nivel de cierre del 23 de febrero, la víspera de la invasión rusa de Ucrania.

El rendimiento de la tesorería a dos años, que se mueve inversamente con el precio, aumentó en un asombroso 0,11 punto porcentual en el comercio europeo a más del 2,4 por ciento, más de 1,6 puntos porcentuales desde fines del año pasado.

El rendimiento redujo entonces su avance a 0,04 punto porcentual en las operaciones de Nueva York. El rendimiento a 10 años cayó 0,04 puntos porcentuales a 2,45 por ciento, luego de más de 2,5 por ciento en transacciones anteriores.

A pesar del comercio irregular de los bonos del Tesoro, el dólar estadounidense se mantuvo firme frente a otras monedas importantes el lunes, en medio de las continuas apuestas por una política monetaria más estricta.

“El mercado está promocionando un exceso significativo en la inflación y los bancos centrales se ven obligados a reaccionar enérgicamente, provocando una desaceleración económica”, dijo Luca Paolini, estratega jefe de Pictet Asset Management.

Los rendimientos de los bonos del gobierno a cinco años subieron por encima del rendimiento a 30 años por primera vez desde 2006 el lunes, antes de volver a caer a una fracción por debajo del valor a más largo plazo.

La llamada inversión de la curva de rendimiento de esta naturaleza refleja la preocupación de que el intento de la Fed de luchar contra la inflación podría, en última instancia, frenar el crecimiento o incluso desencadenar una recesión.

La diferencia entre el interés de los bonos del gobierno a 30 y 5 años

El dólar subió un 1,7 por ciento frente al yen japonés para comprar ¥ 124,2, la mayor cantidad desde 2015, cuando el Banco de Japón tomó medidas para mantener una política monetaria acomodaticia mientras la Fed aumenta las tasas. La libra esterlina cayó un 0,8 por ciento frente al dólar a 1,308 dólares.

En acciones, el índice bursátil S&P 500 de Wall Street cayó un 0,4 por ciento y el Nasdaq Composite, centrado en la tecnología, cayó un 0,1 por ciento. El índice bursátil europeo Stoxx 600 subió un 0,3 por ciento. Los mercados bursátiles asiáticos fueron mixtos, el Nikkei 225 japonés cerró con una baja del 0,7 por ciento y el Hang Seng de Hong Kong con un 1,3 por ciento.

Leave a Comment